TU DANZA

Cuando nos atrevemos a escuchar a nuestro cuerpo, y éste nos sugiere el movimiento, descubrimos que tan natural es moverse, qué placer tan sensual es fluir, suavemente, adueñándonos de la realidad.
Todo es posible cuando el cuerpo se siente libre.
Y el Cielo  que se muestra infinito y aparentemente quieto, va sugiriendo señales para el movimiento que se convierten en una danza incesante de la capacidad creativa.

Y en ese fluir en el que el cuerpo es fuego, aire, agua , tierra, nada frena , y surge el potencial, y la expansión en espiral. El impulso abre puertas inimaginables, y sólo se trató de un movimiento, y otro, que se convirtió en Tu Danza.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Habilidades

Publicado el

15 julio, 2021